Mi biblioteca

16 noviembre 2015

Mis reflexiones: MAHATMA GANDI 1


A veces vivimos sin prestar atención al presente, a esos pequeños detalles que desdeñamos por irrelevantes y que vamos acumulando en algún ajado jergón que reside en una oscura habitación de nuestra mente.

La comodidad, la vorágine de los acontecimientos, el ritmo vertiginoso y frenético de los días, la ausencia de tiempo y la multiplicidad de obligaciones son algunas de las muchas excusas con las que continuamente nos engañamos a nosotros mismos. Todo vale si evitamos dedicar unos minutos a cuidarnos y a cuidar lo que hacemos.

No son pocos los espíritus atormentados que, tras años o décadas guardando en el cajón miserias vitales, han asumido roles impuestos por el entorno o ellos mismos, en el ejercicio de una frenética huida hacia adelante, hallándose en el momento actual en algún inhóspito terreno, lejos de cualquier lugar y cerca de ninguna parte.

Salvando todas las dificultades de la vida y las complejas circunstancias personales de todos, no vendría mal dedicar un poco de nuestro tiempo, ese preciado e intangible tesoro, a cuidar esos detalles que nos recordaba magistralmente el Maestro Gandhi en esta frase que ha inspirado esta reflexión que os traigo.

2 comentarios:

Chari BR7 dijo...

Buenísima reflexión, a veces nos dejamos llevar por las prisas o por la misma costumbre y nos olvidamos de meditar lo que hacemos e incluso de disfrutarlo. Gracias por compartirla, Juan. Un beso

Carmen Silza dijo...

Sabio Mahatma Gandi, cuidemos ese tesoro que tenemos al alcance de la mano todos.
Preciosa entrada y prosa.
Feliz tarde Juan.